The Secret Wine Bar cerrará el 10 de junio de 2023

Esta publicación también está disponible en: English

El Secret Wine Bar, ubicado detrás de la panadería Littenbrod, Lázaro Cárdenas 311, Zona Romántica, Emiliano Zapata, 48380, cerrará el 10 de junio de 2023.

Sus propietarios, Juan Carlos Carrillo Orozco y Christoph Marthaler, abrieron el bar en noviembre de 2022. Tras haber funcionado una temporada completa, con el contrato de arrendamiento a punto de finalizar, tomaron la decisión de cerrar y trasladarse de nuevo a Zúrich (Suiza).

Se mire por donde se mire, el bar ha sido un gran éxito -financiero y personal para Carlos y Christoph-, pero los retos les hicieron reconsiderar su traslado. Ha sido un reto vivir y trabajar juntos 24 horas al día, 7 días a la semana, pero los problemas logísticos y la imposibilidad de contratar al personal adecuado llevaron a la decisión final de cerrar.

«Estamos eternamente agradecidos a todos los que nos han apoyado y a todas las amistades que han surgido gracias al Secret Wine Bar», afirma Carlos. «El apoyo ha sido increíble, de nuestros clientes y de otros empresarios. Y eso es lo que más echaremos de menos».

Lo que no echarán de menos es tener su vida cotidiana controlada por la gestión de su propio negocio.

«Estamos muy orgullosos de lo que hemos conseguido aquí. No nos arrepentimos de nada. Pero uno está casado con el negocio», afirma Christoph. «Y como muchos propietarios de pequeñas empresas saben, es difícil encontrar un equilibrio entre que el negocio consuma tu vida y tener tiempo para recargar pilas».

Aunque era la primera vez que Christoph dirigía su propio negocio, hacerlo era su sueño. Dijo que esto le ha ayudado a cumplir su sueño y ha sentado las bases de su éxito futuro.

«Los dos hemos aprendido mucho sobre cómo llevar nuestro propio negocio, marketing, redes sociales, gestión de personal y contratos», explica Christoph. «Ha sido realmente una gran experiencia».

Ambos propietarios tienen una larga trayectoria en el sector de los servicios. Carlos ayudó a dirigir una agencia de viajes con su hermano hace unos 20 años, y ayudó a dirigir algunos otros negocios familiares hasta que se mudó a Suiza en 2017. A continuación, pasó a trabajar para una marca de lujo internacional.

Christoph ha trabajado toda su vida en el sector de la hostelería y quiere volver a trabajar en hoteles y hostelería.

Regresarán a Suiza a finales de junio, pero siguen abiertos a la posibilidad de continuar su sueño en Puerto Vallarta.

«Nos encantan muchas cosas de esta comunidad y sus gentes», afirma Christoph. «Hemos hecho muchas conexiones y amistades nuevas y eso nos entristece a la hora de irnos».

«Pero», añadió Carlos, «la puerta para volver siempre está abierta».

Related Articles

spot_img

Stay Connected

18,549FansMe gusta
7,799SeguidoresSeguir
1,611SeguidoresSeguir

Print Issue